El nuevo Imprimate, mucho más que un rebranding

Hace unos meses arrancamos una nueva etapa en Imprimate a la que llegamos cargados de ilusión y de esfuerzos renovados que tienen su reflejo en diversas decisiones que hemos ido tomando y que, poco a poco, iremos presentando. 

Quizá uno de los cambios más visibles sea el rebranding que afecta a nuestro emblemático mono rosa. En la nueva identidad corporativa nuestro primate guarda mucho más el equilibrio en sus formas. No en vano, la experiencia le ha permitido aprender a corregir sus imperfecciones originales, de la cola hasta la mano y los dedos. Además, ha reforzado su vista para no perderse ni un detalle de todos los proyectos que le van a llegar. 

Pero, como te decimos en el título, estos ajustes en el logo de Imprimate no son más que la punta del iceberg de todo lo que está por venir, ya que la principal innovación tiene que ver con la mejora integral de la atención al cliente. Por eso la semana que viene os presentaremos nuestro nuevo concepto de Imprimate Shop, un espacio integral con el que multiplicamos la funcionalidad de nuestro local de las galerías de Santo Domingo, que, por cierto, hemos reformado completamente. 

Por ahora no os podemos contar más pero sí que os avanzamos que también implementaremos nuevos servicios con los que hasta ahora no contábamos y de los que muy pronto os informaremos. 

Además, en este nuevo período también incorporamos nuevas máquinas para poder seguir estando a la vanguardia y, de este modo, garantizar los mejores resultados en cada momento y para cada proyecto. 

Y, por supuesto, no podemos olvidarnos de anunciar que vamos a impulsar los canales de comunicación para que los clientes podáis interactuar con nosotros de forma mucho más ágil y cómoda. Estaremos donde vosotros estáis (en Facebook, Instagram y Twitter) y hasta estrenamos hoy este blog. 

¿Sabes qué es lo mejor de todo? Que todavía nos guardamos alguna sorpresa…